Típica de Cuaresma y Semana Santa, las torrija son uno de los platos que no pueden faltar por estas fechas en nuestras mesas.

Normalmente, consiste en una rebanada de pan del día anterior de un grosor no superior a 2 cm que se empapa en leche o vino con miel y especias que se reboza en huevo para luego freírla. Se suele aromatizar con canela y se añade azúcar para endulzarlas.

Pero, aunque parezca mentira, esta popular receta permite hacer muchas variaciones que puedes probar en los días festivos que se avecinan.

Por ello, nosotros, desde nuestro centro de operaciones hemos querido salirnos de las tradicionales torrijas, darle un giro y proponerte experimentar y probar diferentes maneras de degustar este rico manjar.

Ponte el delantal, deja a un lado las torrijas de pastelería y haz alguna de estas cuatro recetas saladas que te proponemos. Si, si, has leído bien, torrijas saladas que te aseguramos que no dejaran a nadie indiferente…

_K2F0619 copia

Torrija de pan de tomate, queso de cabra y cebolla caramelizada

_K2F0631 copia

Torrija de colmenillas y jugo de trufa

_K2F0656 copia

Torrija de queso azul con compota de reinetas

_K2F0686 copia

Torrija de asadillo de pimientos con caballa

Como puedes ver, los resultados son más que interesantes, ¿no crees?. En nuestro particular laboratorio gastronómico siempre intentamos innovar y sorprender a clientes y consumidores gracias a nuestro servicio de asesoría y creatividad gastronómica que cuenta con el mejor equipo de expertos en la materia.

Si estás interesado en conocer nuevos usos para tus productos, ponte en contacto con nosotros y déjate sorprender.